Crecimiento de MIPYMES es frenado por burocracia y tramitología

Informe lo dio a conocer el Instituto de Formación y Capacitación Municipal y Desarrollo Local y la Vicerrectoría de Investigación de la UNED

Investigación reveló que hay crecimiento económico pero este no es inclusivo

Documento con propuestas para mejorar las MIPYMES fue entregado al Ministerio de Economía, Industria y Comercio, y a la Unión Nacional de Gobiernos Locales

Por: Renzo Kcuno Aimituma

En el foro “La actividad empresarial cantonal en Costa Rica: hacia el crecimiento inclusivo” se dio a conocer una serie de datos que ponen en discusión el tema de las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas (MIPYMES) en Costa Rica. Según el estudio, la formalización de las MIPYMES estanca el crecimiento económico del país.

Para discutir acerca de este tema, los organizadores invitaron a Luis Guillermo Carpio Malavasi, rector de la Universidad Estatal a Distancia (UNED), Geannina Dinarte Romero, viceministra de Economía, Industria y Comercio, Jorge Vargas Cullell, del Estado de la Nación, Javier Ureña Picado, director del Instituto de Formación y Capacitación Municipal y Desarrollo Local, y Lizette Brenes Bonilla, vicerrectora de Investigación, quien fue la encargada de exponer en el foro.

Según Dinarte Romero, en el 2015 las MIPYMES conformaron 94% del parque empresarial en el país pero sólo 25% generó empleo. En cuanto a las empresas informales, 78% se ubican en el Gran Área Metropolitana (GAM) y entre 4% o 5% se desarrollan en las regiones, generando una brecha significativa en relación con el desarrollo local y nacional.

“La situación es complicada, y es por eso que investigaciones como estas nos interesan, pues vemos que mejoran el panorama de las empresas locales y la generación de empleo”, manifestó la viceministra de Economía, Industria y Comercio.

Por su parte, Ureña Picado indicó, que esta es la época donde se están juntando dos líneas importantes, uno a nivel político y otro a nivel económico, elementos claves para el desarrollo nacional, con la diferencia que este apunta hacia una economía local, más equilibrada e inclusiva.

Datos del Observatorio de MIPYMES de la UNED (Omipymes), dependencia que formó parte del proceso de investigación, muestra que en la actualidad, las cinco principales actividades en el sector de empresas semiformales (la mayoría pertenecen a mujeres) están conformada de siguiente manera:

Comercio al por menor 55 029
Servicio de alimento y bebida 20 669
Comercio y reparación de vehículos automotores y motocicletas 9130
Servicios personales y otros 7056

En comparación con los datos anteriores, Omipymes reveló que de las cinco principales actividades en el sector de empresas formales (la mayoría pertenecen a hombres) se conforman así:

Comercio al por mayor y menor, reparación de vehículos y enseres domésticos 17 868

Actividades inmobiliarias, empresariales y de alquiler 10 935

Otras actividades de servicios 6559

Agricultura, ganadería, caza y selvicultura 6100

Hoteles y restaurantes 5585

Ante esta situación, Brenes Bonilla, vicerrectora de Investigación de la UNED, aseveró: “estos resultados que hoy les mostramos son el esfuerzo de muchos años de investigación; son 10 años de trabajo constante entre la academia, los municipios, emprendedores y emprendedoras y demás actores locales con quienes nos reunimos para presentarles estos resultados”.

“Estamos en una época donde no podemos seguir con el modelo económico que sostiene nuestra economía; debemos apuntar hacia lo local, pero con herramientas efectivas que doten a nuestros emprendedores a lograr el éxito, no con tramitologías tediosas que desmotiven a nuestros productores... Como es posible que cuando alguien quiere sacar una patente esta se atrase por la burocracia, especialmente por la tal ventanilla única. A parte de ello, no hay una política que regule los requisitos que pide cada municipalidad, ya que si uno quiere abrir o trasladar su empresa en otro lugar, las reglas cambian y hay que volver a empezar desde cero”, expresó Brenes Bonilla.

“Otro caso que quiero resaltar es que la mayoría de empresas semiformales e informales están en manos de las mujeres, y las formales en poder de los hombres; esto tiene que cambiar. Es por eso es que hoy les presentamos una propuesta más inclusivas, donde todos puedan beneficiarse, tanto el gobierno local como los empresarios, que en realidad son personas que trabajan en sus casas y con sus familias... Olvidemos el concepto tradicional de la MIPYMES y pensemos que detrás de esa palabra hay personas; ese debería ser el el significado, porque el futuro se construye desde las comunidades, y el conocimiento es un lugar desde el que se puede soñar”, concluyó Brenes Bonilla.

Para la vicerrectora de Investigación, es más importante que los emprendimientos “crezcan” y no que “estén formalizados”. De igual manera, dijo que

En presencia de varias autoridades locales de los diferentes cantones del país, la investigación fue entregada al Ministerio de Economía, Industria y Comercio, y a la Unión Nacional de Gobiernos Locales.

Cabe destacar, que la investigación recopila información del 2007 al 2015 de las 81 municipalidades y los concejos municipales de todo país.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

{jcomments on}