El Grillo Cantor recorre un universo lleno de fantasía en armonía con la naturaleza

La obra de la EUNED refleja las vivencias de Suzanne Soto en su infancia

Por Evelyn Gutiérrez Soto

Suzanne Soto SotoEl Grillo Cantor es una obra infantil de género poético que traslada al lector al mundo fantástico y colorido de sus personajes quienes a través de sus aventuras resaltan los valores. La obra rescata los recuerdos de la infancia de su autora Suzanne Soto Soto, junto con las vivencias que comparte con sus hijos.

El nombre de la obra rememora los momentos que la autora pasó junto con sus niños en compañía de un grillo, y consecuencia de esto despertó su imaginación de una forma coyuntural y emotiva El Grillo Cantor. Los cuentos hacen referencia a las observaciones que hizo Soto de los animalitos que hay en su jardín y que veía con sus hijos en los momentos de ocio.

El sonido del Grillo Cantor sumergió a Soto en un camino literario cómplice de figuras que evidencian la naturaleza humana y que invitan a reflexionar acerca de temas que nos atañen a todos. “Los protagonistas muestras sus preocupaciones cotidianas que combinan con el rescate de lo auténtico”, señalo la autora.

Soto mencionó que al crecer en el campo pudo tener contacto con la naturaleza. Rememoró con emoción las enseñanzas que su padre compartió con ella y que forman parte de su inspiración. La Escritora afirma que “Si bien es cierto el público meta de la obra son los niños y niñas, los adultos tenemos un niño interno y por eso importante que disfruten también de la lectura”.

Sotó mencionó: “El leer literatura infantil siendo adultos permite que se conecten con una parte sensible y emotiva que hay en cada uno de nosotros. Espero que los adultos lo hagan con la inocencia con que lo lee un niño, pero que lo reflexione con la capacidad de un adulto, ya que la literatura es universal”.

A criterio de la autora decide encauzarse en la ruta infantil porque a través de una literatura amena, fácil de leer y rítmica el niño puede auto reflexionar sobre su propia vida y asumir valores que los enfrente con retos importantes. El libro tiene poesías jocosas, sentimentales, hay poesía que le permite al niño compaginar con sus personajes.

Con el relato Horacio la rana, la autora ganó el primer lugar del concurso Dorothy Pinto en la categoría aficionado. El poema hace alusión al medio ambiente, y a la protección que se le debe dar al tema del agua “ya que Horacio pierde su charco y tiene que trasladarse a otro lugar. Horacio representa la humanidad y la necesidad de cuidar el agua, porque sin ésta no hay futuro”, indicó Soto. En la actualidad se está realizando un proyecto piloto de Horacio la rana para realizar una animación que permitirá concientizar acerca del cuido del agua. El proyecto está a cargo del Programa de Producción de Material Audiovisual de la UNED.

Vinculado con el tema del agua y su importancia, el relato Popo aborda la siembra de un arbolito y con ello el acercamiento a la madre naturaleza. Rememora al papá de la escritora que sembró un árbol de limón siendo ella una niña. Esta acción la marcó y por ello decidió rendir tributo a su padre haciendo conciencia acerca de la importancia de la reforestación.

Con el Cuento de Navidad, la autora se sale de la norma tradicional. A veces creemos que tenemos que ser un rey mago para llegar a los pies de Jesús, o a veces se cree que se debe ser un ángel para estar en la presencia de Él. Sin embargo, la historia cuenta como una abejita emprendió un viaje hacia Oriente atravesando varios lugares, y conociendo gentes, sin saber realmente cuál era su aventura. Hasta que se enteró que un niño iba a nacer y su único presente fue brindarle una gota de miel que alivio el llanto de bebé. Según Soto “el cuento es un relato de amor al niño Jesús y de propósito de vida”. A veces nos creemos pequeños e insignificantes para hacer algo grande. Por ejemplo a veces los niños se pueden cuestionar porque dibujo mal y esas inseguridades se convierten en referente cuando se es adulto.

En otras ocasiones las personas no tienen que hacer mucho alarde de la fe, porque Dios conoce los corazones de las personas, conoces los dones y sabe que en este caso la abejita no podía llevar ni oro, ni incienso ni mirra, por su capacidad física y su naturaleza, pero podía llevar miel, manifestó la autora quien recordó el apiario de su padre.

La literatura es y seguirá siendo una fuente increíble de información que permite recrear, imaginar, fantasear sobre diferentes circunstancias y diferentes personajes entiéndelos como una forma en que ellos puedan sentir empatía con su entorno. Por esta razón, la escritora considera que se debe fomentar la lectura como un hábito que contribuya a que el niño descubra junto con sus padres y educadores un mundo fantástico que ante todo preserve valores.

Finalmente, la autora señaló que está preparando un segundo libro de relatos infantiles donde elementos como la discapacidad, la perseverancia, la mentira y sus consecuencias, son parte de sus personajes.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

{jcomments on}