Institución se une a la celebración del Día Internacional de los Archivos

Exposición de fotografías "Memoria del pasado, fuente de información" se exhibirán hasta el 12 de junio en el lobby del Paraninfo

Personal del Archivo Central de izquierda a derecha (Luis Méndez Astorga, Evelyn Mora Murillo, Lavinia Cordero Chacón y Carlos Salas Burgos).¿Quiere conocer la Costa Rica de antaño? Entonces visite las instalaciones de la sede central de la Universidad Estatal a Distancia (UNED) para refrescar su retina y ver algunas imágenes que colgó el Archivo Central en conmemoración del Día Internacional de los Archivos, el cual se celebra el 9 de junio.

Esta exposición presenta una muestra de la colección fotográfica del Archivo Nacional de Costa Rica, donde se resalta el valor de la fotografía como fuente de información. Además, se puede apreciar una selección de fotografías de gran valor y diversidad, entre las cuáles se destacan algunas personalidades que visitaron nuestro país, tales como la Madre Teresa de Calcuta, Ronald Reagan (ex Presidente de los Estados Unidos de Norteamérica) y los mandatarios que firmaron los acuerdos de Paz en Centro América, así como de otras figuras de la vida política costarricense.

De igual manera, se presentan imágenes de personajes y grupos que conforman la diversidad étnica costarricense, así como de los protagonistas anónimos que participaron en diversas actividades económicas desarrolladas en el país, como por ejemplo el cultivo del café, así como las imágenes que recrean la vida cotidiana de los pueblos, las obras arquitectónicas de diferentes lugares del país, panorámicas antiguas de San José e imágenes del terremoto de Cartago de 1910, entre otras.

Según la Declaración Universal Sobre los Archivos Los archivos custodian decisiones, actuaciones y memoria. Los archivos conservan un patrimonio único e irreemplazable que se transmite de generación en generación.

Los documentos son gestionados en los archivos desde su origen para preservar su valor y su significado. Los documentos son fuentes fiables de información que garantizan la seguridad y la transparencia de las actuaciones administrativas.

Acontecer contactó al personal que trabaja en el Archivo Central y les realizó las siguientes preguntas: a) ¿Cómo ha sido su experiencia en el Archivo Central de la UNED? b) ¿Qué significa para usted ser archivista?

Carlos Salas Burgos, Técnico Universitario

Ingresé a laborar en esta institución el 16 de abril de 1996, desde entonces en el Archivo Central. En aquellos años la tecnología era nula en el Archivo Central, solo contábamos con dos máquinas de escribir y todos los procesos archivísticos eran manuales (reunión, selección, clasificación, ordenación, descripción, administración y facilitación).

El Archivo pertenecía al Centro de Información y Documentación Institucional (CIDI), posteriormente en el año 1997 se crea el Centro de Información, Documentación y Recursos Bibliográficos (CIDREB) al cual queda adscrito el Archivo Central, sin embargo debido al poco apoyo iniciamos la lucha para que nos ubicaran en otra dependencia y es así como en el 2005 somos reubicados y pasamos a depender directamente de la Vicerrectoría Ejecutiva.

Actualmente luchamos por una reclasificación a profesionales, ya que los tres archivistas que laboramos nos encontramos en plazas de Técnicos, lo cual no es equitativo ante otras disciplinas de la información como los bibliotecólogos e informáticos. Además, nos enfrentamos a los retos de los avances tecnológicos y a todo lo que ello implica como es la migración de la información a nuevos soportes y establecer nuevos lineamientos de gestión documental. Recientemente es cuando las autoridades universitarias han mostrado mayor atención a la labor archivística, debido a los problemas de espacio que ha generado la explosión documental.

Para mí ser archivista es todo un privilegio y honor, ya que somos los encargados de resguardar la información que sirve para la toma de decisiones a nivel institucional; a nivel nacional resguardamos la historia del país para ponerla a disposición de las futuras generaciones. Un documento mal archivado es información perdida para siempre.

Lavinia Cordero Chacón, Auxiliar administrativa

Mi experiencia en el Archivo Central en estos seis años que llevo compartiendo con mis compañeros archivistas ha sido de mucha motivación, pese a no ser archivista el aprender un poquito de las funciones que realizan, poder colaborar hasta dónde se pueda, compartir y dar de lo poco o mucho que sé en este caso como secretaria, me hace realizarme, lo que realizo es valorado y aunque no todo el tiempo se tiene la razón, por lo menos se toma en cuenta las opiniones y se respeta el trabajo.

Me agrada trabajar con los compañeros porque cada uno tiene sus características peculiares que hace que uno crezca diariamente en el quehacer laboral, me agrada por sus capacidades, actitudes y aptitudes, ingenios, es saber trabajar y valorar lo que cada uno tenga. De igual manera me satisface mucho ayudar a los estudiantes y usuarios en general al brindar la información que ellos necesitan para realizar sus respectivos trámites.

Evelyn Mora Murillo, Técnica Universitaria

Al graduarme en la Licenciatura en Archivística juré ejercer mi profesión con responsabilidad y con ética profesional. El ser Archivista en la actualidad tiene muchos retos, por ejemplo, administrar, conservar la documentación institucional, brindar un buen servicio al usuario y contar con el apoyo de la institución para ofrecer herramientas tecnológicas que faciliten el acceso a la información, esto en aras de una mayor transparencia en la administración pública.

Tengo casi 23 años de laborar en la UNED y considero que el Archivo Central ha cumplido aunque con sus limitaciones de espacio físico y de personal en ser: facilitador y administrador de la información institucional, ser fuente para la investigación, la docencia y la toma de decisiones. Retos por cumplir con el apoyo de las autoridades de la UNED: brindar un mejor servicio al usuario aprovechando todas las herramientas tecnológicas para una mejor conservación y administración de la información.

Luis Méndez Astorga, Técnico Universitario

Mi experiencia se ha enriquecido con múltiples vivencias, algunas positivas, otras de perseverancia y temple para afrontar los distintos estilos de trabajo y coyunturas de la institución.

Ser archivista es saber que muchas veces hay trabajo no grato para muchos, que te guste el orden, la investigación, la historia y el arte. Que la información puede ayudarte a interpretar los cambios y observar la evolución.

 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

{jcomments on}