Experto español expuso los retos de la Educación en la Era de la Información

Manuel Castells: “la educación a distancia es la clave para transformar, adaptar y actualizar el conocimiento y los procesos educativos”.
También habló de los nuevos patrones de aprendizaje y de los cambios en la fuerza laboral en el mundo.

 

Los asistentes pudieron escuchar a Castells en su conferencia “La Educación en la Era de la Información”.

  

 Durante el IV Congreso Internacional de Administración de la Educación, celebrado recientemente en el Hotel Radisson, el experto Manuel Castells Oliván (España) presentó los resultados de investigación acerca de los procesos educativos en el nuevo contexto tecnológico.

   



“La educación es un bien supremo. En la actualidad, es fuerza productiva y palanca posible de igualdad social. Aunque esto siempre ha sido así, se acentúa su importancia en este momento, en la Era de la información, en donde la generación de información y de conocimiento son fuentes esenciales de riqueza y estabilidad en todas las sociedades”.El sociólogo ahondó en el debate de la transformación de la educación y su papel prioritario en el sistema social actual. Se refirió a las cinco grandes funciones del proceso educativo: la socialización, que define pautas de comportamiento; la transmisión de valores, que fija los roles de género y la personalidad; y la formación de fuerza de trabajo.

El experto también citó la producción de conocimiento y la selección social o meritocracia. Acerca de esta última, Castells mencionó a la estratificación entre educación privada y pública, y entre educación religiosa y laica, así como a la posibilidad que tiene la gente de ascender socialmente por medio de la educación.

Los nuevos procesos educativos dan como resultado una sociedad con características particulares: en primer lugar, según Castells, está fundamentada en tecnologías de la información y comunicación (TICs) de base microelectrónica y transmisión digital; pero aclaró que las tecnologías son una facilitación y no una determinación de las sociedades actuales.

“El conocimiento y la información siempre han sido centrales en todas las sociedades. Siempre ha sido así. Lo que ocurre es que en el nuevo contexto tecnológico la capacidad de generar, procesar, aplicar y distribuir la información y hacer que todo sistema se reconstruya en tiempo real en términos de esa función del conocimiento, ocurre gracias a la tecnología. El nuevo sistema tecnológico permite que eso ocurra con mucho más densidad, velocidad y volumen”, puntualizó Castells.

En segundo lugar, la sociedad se encuentra estructurada en red que quiere decir, por ejemplo, que las empresas están más articuladas, lo cual transforma las relaciones comerciales, las transacciones y flexibiliza los procesos de trabajo. Además, promueve la individualización de las relaciones laborales y la definición de ocupaciones a partir de las empresas y no de las personas.
Esta sociedad-red tiene consecuencias en el ámbito personal y laboral. La primera es la diferenciación creciente de la fuerza de trabajo. Castells apuntó a la nueva generación de empleos en la Era de la Información: “los empleos que existen hoy, muy pocos existirán dentro de diez años, y la mayoría de ellos se tienen que generar”.

 

Tipos de empleados:

Asimismo, existe una dicotomía entre lo que el experto llama trabajadores autoprogramados y trabajadores genéricos: “los trabajadores autoprogramados son aquellos que, en principio, tiene la capacidad de constante adaptarse a la evolución de la estructura laboral y productiva y que, por consiguiente, tienen la capacidad de autoprogramarse a sí mismos. Por lo tanto, son los que tienen iniciativa, funcionan en distintas condiciones, son los que pueden pasar de una profesión a otra y son los que pueden aprender constantemente nuevas formas de producción y gestión”.

“Los trabajadores genéricos son los que no tienen capacidad en ellos mismos, no como seres humanos sino como trabajadores definidos por la sociedad, para hacer otra cosa que la ejecución de tareas y pueden ser, por tanto, reemplazados por inmigrantes, máquinas, una combinación de ambos o desplazamiento de sus trabajos a otras sociedades o funciones”, explicó el académico español.

Por eso, el especialista indicó que es necesario aprender a aprender durante la vida y que lo fundamental hoy es adquirir nuevos conocimientos para aplicarlos a la vida personal y profesional, es decir, “una personalidad flexible y que se adapta al cambio continuo para evolucionar al mismo ritmo que la sociedad”.

Castells también apuntó que es necesario seguir formando con dichos pilares a las nuevas generación. Y. más relevante aún, capacitar a los capacitadores. En este contexto, el cual además es multicultural, el académico destacó la clave para mejorar la educación: la educación a distancia, la cual permite transformar, adaptar y actualizar rápidamente la información, el conocimiento y los mismos procesos educativos.{jcomments on}